Inicio » ENTRETENIMIENTO » GEEK » EL iPHONE 13 PRO PARA LOS USUARIOS MÁS EXIGENTES

EL iPHONE 13 PRO PARA LOS USUARIOS MÁS EXIGENTES

  • El iPhone 13 Pro, a prueba: un salto en la pantalla y mejores cámaras
  • Apple alarga la autonomía del terminal pero sigue sin incluir cargador en la caja
Apple utiliza el apellido “pro” en sus móviles para definir sus terminales más ambiciosos, con los que pretende cautivar a los usuarios más exigentes. Aunque el iPhone 13 Pro no supone una gran revolución con respecto a su antecesor, sí incluye algunas mejoras que enriquecen la experiencia del usuario. Además de una batería más duradera y avances en las cámaras, este terminal destaca por un salto en la calidad de su pantalla. Más autonomía, cámaras más avanzadas y un mejor panel se pagan: el terminal está disponible en cuatro colores —grafito, oro, plata y azul— desde 1.159 euros.

El año pasado la compañía de Cupertino optó por un diseño renovado de los iPhone 12. Estos móviles abandonaron las curvas en favor de un formato más cuadrado con laterales planos. Los nuevos iPhone 13 heredan este formato aunque con ligeras modificaciones. El iPhone 13 Pro cuenta con una pantalla de 6,1 pulgadas —al igual que su hermano menor, el iPhone 13— y un notch algo más pequeño que su antecesor. El notch es la muesca negra que está en la parte superior de la pantalla y que alberga la cámara frontal. Aunque este cambio es positivo, no supone una gran diferencia al utilizar el terminal en el día a día.

Una de las principales novedades del iPhone 13 Pro es que incorpora, al fin, una tasa de refresco que alcanza los 120 Hz. Esta ha sido una de las prestaciones más esperadas en los últimos años y sólo ha llegado a los dos móviles más potentes de Apple. Los otros dos —el iPhone 13 mini y el iPhone 13— aún permanecen en los 60 Hz. La tasa de refresco hace referencia a la cantidad de veces que la pantalla se actualiza por segundo. Que sea alta es importante para que los desplazamientos y las animaciones sean más fluidas. No obstante, también se gasta más batería. La tasa de 120 Hz ya es habitual desde hace tiempo entre los principales móviles de la competencia.

Aparte del notch, el otro cambio más significativo de diseño es que el módulo de cámaras trasero ha crecido significativamente. Las lentes son más grandes y, por lo tanto, las fundas de los iPhone 12 Pro no son compatibles con las del nuevo teléfono de la compañía de la manzana. El móvil, que tiene un acabado elegante, resulta bastante cómodo en mano. En su trasera, de vidrio mate texturizado, apenas quedan marcadas las huellas dactilares al utilizarlo. No ocurre lo mismo con los bordes del terminal, que son de acero inoxidable brillante, y atrapan más la suciedad.

Cámaras más avanzadas

Como ya es habitual, la compañía de Cupertino saca pecho en el apartado fotográfico y de vídeo. En este sentido, el iPhone 13 Pro y el iPhone 13 Pro Max son los terminales más ambiciosos. Mientras que algunos fabricantes lo apuestan todo en la guerra de los megapíxeles, la marca de la manzana opta por prestaciones más avanzadas de fotografía computacional. Además de una cámara frontal de 12 megapíxeles, el iPhone 13 Pro cuenta con tres sensores traseros —uno principal, un gran angular y un telefoto— también de 12 megapíxeles cada uno.

En general, los resultados que se consiguen de día son realmente buenos tanto al realizar fotos como al grabar vídeo, sobre todo con el sensor principal. Las fotografías son realistas y destacan por un contraste adecuado y un buen nivel de detalle. De noche es cuando más suelen sufrir las cámaras de los móviles, especialmente el gran angular. Apple asegura que este nuevo sensor es más grande, reduce el ruido y ofrece un obturador más rápido para hacer fotos más detalladas en distintas condiciones de iluminación. Aunque con el iPhone 13 Pro hay menos ruido en las imágenes en condiciones de poca luz, aún hay margen de mejora en este sentido.

El gigante tecnológico quiere cautivar a los amantes del vídeo con el nuevo modo cinematográfico. El terminal puede enfocar a una persona, animal u objeto determinado y difuminar el fondo. Además, es capaz de detectar cuando otro sujeto entra en el plano y cambiar el enfoque de forma automática. Este modo ofrece resultados buenos e interesantes en la práctica, sobre todo, una vez más, cuando las condiciones de luminosidad acompañan. El desenfoque selectivo puede dotar de un acabado más profesional a los vídeos.

Rendimiento y batería

El iPhone 13 Pro, que es compatible con las redes 5G, estrena el Apple A15 Bionic. Se trata de uno de los procesadores más potentes del mercado y se nota. El rendimiento del terminal ha sido el esperado de un gama alta en todos los supuestos. No se ha experimentado ningún retardo al abrir aplicaciones ni al realizar cualquier otra acción con el móvil. El dispositivo está disponible con 128 GB, 256 GB, 512 GB de o 1 TB de almacenamiento.

La autonomía de este terminal es algo mayor que la de su antecesor. Apple nunca especifica la capacidad concreta de la batería de sus móviles, pero asegura que el iPhone 13 Pro tiene hasta una hora y media más de autonomía. La batería de este aparato es de 3.095 mAh frente a los 2.815 mAh del iPhone 12 Pro, según las pruebas realizadas por el portal especializado en tecnología GSMArena.

En las pruebas realizadas por este periódico, con un uso normal e incluso intensivo del móvil, la batería ha alcanzado la jornada completa. La carga del terminal sigue resultando lenta en comparación con otros móviles que permiten llenar la batería en apenas unos minutos. Además, el iPhone 13 Pro viene sin cargador en la caja. Apple anunció el año pasado que dejaría de incluirlo por motivos medioambientales. La medida, que suscitó cierta polémica, obligará a algunos usuarios a comprar aparte este accesorio.

OP

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

29 + = 39

Login

Registro | Contraseña perdida?
A %d blogueros les gusta esto: