Inicio » OPINIÓN » COLUMNA ORDENADOR » TRASCENDENCIA DE LAS ELECCIONES 2021

TRASCENDENCIA DE LAS ELECCIONES 2021

ORDENADOR POLÍTICO 100820

*Trascendencia de las elecciones 2021

*Donde el sistema se juega el futuro
*Y los actores su endeble credibilidad
*Frente a la mayor conciencia ciudadana

Luis Alberto Rodríguez

Cuando aún hoy las consecuencias reales de la pandemia del llamado coronavirus están por dimensionarse a corto y mediano plazos con sus secuelas en las crisis económica y social que se avecinan, bien vale reflexionar en la importancia que la participación ciudadana tendrá en el proceso electoral que en breve iniciará para tener su momento culminante en las elecciones del próximo año, las más grandes y complejas en la historia del país.

Formalmente, las elecciones programadas para el primer domingo de junio de 2021 iniciarán en septiembre de este 2020, aunque la carrera electoral se estima ya se ha iniciado, por lo menos al interior de los partidos políticos que para su fortuna acaban de recibir un aumento significativo en sus prerrogativas por parte del Instituto Nacional Electoral.

El INE prevé la participación de 94,800,000 ciudadanas y ciudadanos inscritos en el Padrón Electoral -cinco millones más que en 2028-, mediante la instalación de 161,000 casillas de votación.

Al mismo tiempo, serán renovados 30 congresos locales, es decir, 1,063 diputados estatales; además de 1,926 ayuntamientos en las mismas entidades federativas.

Tras la elección del próximo año el mapa político de México podría cambiar significativamente con base en dos preferencias que ya se expresan en la opinión pública: el respaldo o el castigo a la administración actual que encabeza el presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR, especialmente por los resultados que arrojen la estrategia que aplica contra la pandemia y las medidas que pudieran aminorar la crisis económica que en estos meses seguramente se recrudecerá.

Serán el próximo año 21,368 cargos y 15 gubernaturas las que estarán en disputa en el país, y la complejidad electoral de 2021 dará cuenta primeramente del apoyo o rechazo de la ciudadanía al régimen que en cabeza el presidente LÓPEZ OBRADOR, pero también del avance o petrificación de los intentos en varios Estados de la República de impulsar un llamado nuevo federalismo cuyos contornos están por definirse, pero fundamentalmente de la acción que los partidos políticos logren infundir en el ánimo ciudadano y con ella finalmente recuperar o perder espacios en disputa.

Los próximos comicios renovarán la Cámara de Diputados Federal y serán electos 500 legisladores, 300 por mayoría simple en los correspondientes distritos electorales y 200 por representación proporcional, definidos en listas que tras las votaciones se integrarán en la cinco circunscripciones electorales en que se divide el país, con lo cual está en juego la conformación de esa representación, actualmente bajo la égida mayoritaria de 338 del partido MORENA del presidente LÓPEZ OBRADOR junto con los de sus aliados Partido del Trabajo, Encuentro Social y Verde Ecologista, con la particularidad de que los actuales legisladores podrán intentar reelegirse para integrar la siguiente LXV Legislatura al Congreso de la Unión.

De manera que de la final conformación de la Legislatura Federal dependerá en gran medida la continuidad de la supremacía morenista en ese poder o el arribo de otras fuerzas políticas que le harían contrapeso. Actualmente, Morena y sus aliados tienen mayoría en 20 congresos estatales.

Por otra parte, en los estados de la República , el Partido Revolucionario Institucional (PRI) apostará por su sobrevivencia en ocho de las gubernaturas que aún gobierna – Campeche, Colima, Guerrero, San Luis Potosí, Sinaloa, Sonora, Tlaxcala y Zacatecas-, de las quince que estarán en juego, e intentará hacerse de Nuevo León, actualmente gobernado por el independiente “Bronco”, JAIME RODRÍGUEZ CALDERÓN; mientras el Partido de la Revolución Democrática (PRD) intentará conservar su último bastión en Michoacán. Por su parte, el Partido Acción Nacional (PAN) intentará conservar Baja California Sur, Chihuahua, Nayarit y Querétaro.

Particularmente importante resultarán sin duda las elecciones en el Estado de México, el más poblado del país, con más de 17 millones de habitantes y un padrón electoral que supera los 12 millones de mexiquenses y en cuyo territorio se registran las más diversas expresiones de la vida ciudadana y cuya importancia se magnifica por su colindancia con la capital del país.

En las elecciones federales y locales del 2021, se pondrá a prueba la fortaleza del más poderoso bastión del otrora hegemónico Partido Revolucionario Institucional, que aún lo gobierna en la figura del gobernador ALFREDO DEL MAZO, que a pesar de que no estará en juego la gubernatura, buscará mantener el control de la mayoría de los 121 municipios mexiquenses y avanzar en la conquista de más escaños en la Legislatura local y en la federal.

Se considera que de los resultados electorales del 2021 dependerá en gran medida la supervivencia del PRI a escala nacional y desde luego en el Estado de México, cuyo retroceso representaría, para ese partido, la pérdida de su mayor bastión electoral y posiblemente de la gubernatura en el 2024.

Por ello las elecciones del 2021 concentrarán en el Estado de México, como en todo el país, los mayores esfuerzos de actores y partidos políticos para conservar o multiplicar sus espacios de elección popular, frente a una creciente conciencia de la ciudadanía, cuya participación en dichos comicios resultará vital. Ya veremos.

ENTRETELONES

Hay mucha expectativa por la conferencia de prensa que para este lunes anuncia el Grupo Parlamentario de Grupo Morena con las participaciones de los senadores HIGINIO MARTÍNEZ MIRANDA y MARTHA GUERRERO, así como del coordinador de ese grupo en la LX Legislatura local, el diputado MAURILIO HERNÁNDEZ, para la presentación de iniciativas y temas legislativos relevantes, como se anuncia. Ahí nos leemos.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Login

Registro | Contraseña perdida?